Consumidores en Red: Mercado Hipotecario
+ ACCESO
+ REGISTRO

Mercado Hipotecario

 

El euríbor, principal índice de referencia hipotecario, lleva tres meses en negativo. Todavía es pronto para que la tasa negativa llegue a superar al diferencial y por tanto, matemáticamente, los bancos se vean obligados a pagar al deudor. No existen precedentes semejantes, ni previsión legislativa, pero la posibilidad de que ello pueda llegar a suceder, ha hecho que la banca se blinde recurriendo a las cláusulas cero, lo que supone que los intereses no puedan ser nunca inferiores al 0%.

La entidades financieras, contando con el respaldo del Banco de España, ya han anunciado que no tienen la menor intención de pagar en caso de que la aplicación de los índices de referencia dieran saldo negativo, argumentando que el hecho de pagar por prestar dinero va en contra de la propia naturaleza del contrato. Y sí, parece cuanto menos raro que uno cobre porque le presten dinero. Sin embargo, el hipotecado sí asume el riesgo de una posible subida del euríbor, por lo que, en puridad, el banco también debería asumirla.

En cualquier caso, el argumento de la naturaleza del contrato esgrimido por la banca, debería ser también válido para el efecto inverso que están sufriendo los depósitos. Sin embargo, el BBVA ha admitido recientemente que viene cobrando intereses a las grandes empresas por sus depósitos como consecuencia de los tipos de interés negativos. Habrá que ver qué sucede con los depósitos de los particulares, aunque por el momento, las entidades aseguran que no están por la labor de aplicar tipos negativos a sus los clientes.

A este escenario de incertidumbre, hay que sumar la incógnita a cerca de qué decisión adoptará finalmente el Tribunal de Justicia de la UE sobre la retroactividad de las sentencias que declaran nulas las cláusulas suelo, y que se hará pública el próximo mes de julio. Según un informe del Banco de España, en caso de que se declare la retroactividad y por tanto resulte nula la aplicación de las cláusulas suelo desde la firma de la hipoteca y no desde la fecha de la sentencia, el perjuicio que supondría para el sector bancario se calcula en 5.000 millones de euros.

A nosotros no nos cabe la menor duda de quién va a pagar los platos rotos, presentes y futuros. No en vano, el sector ya viene anunciando desde hace algún tiempo un futuro aluvión de comisiones.

DECLARADA ENGAÑOSA LA ÚLTIMA CAMPAÑA PUBLICITARIA DE AXE

Decálogo Contra la Tasa Rosa (Impuesto Revolucionario de Género Añadido)

Declarada Discriminatoria la Publicidad de Procter and Gamble

Huelga de Tripulantes de Cabina de Ryanair convocada para los días 25 y 26 de julio

El Jurado de Autocontrol considera engañosa la publicidad de R, la operadora gallega de telefonía, TV e internet



Volver